¿Cuándo se pondrá fin a la calefacción central en España?

Resumen: Te explicamos por qué se va a acabar en España el denominado «sistema de calefacción central» que aún tienen muchos edificios antiguos, cuándo se va a terminar definitivamente y los plazos con los que cuentan los edificios para solicitar un presupuesto de adaptación.

El Gobierno ha aprobado una nueva normativa el pasado mes de agosto de 2020 por la cual será obligatorio sustituir todos los sistemas de calefacción central que aún quedan en muchas viviendas españolas o adaptarlos de tal forma que sea posible la medición del consumo individual por cada vivienda.

Según el Real Decreto (que se puede consultar desde aquí), todas las edificaciones con refrigeración o calefacción central tendrán que sustituir o adaptar dichas instalaciones para que sea posible la medición individual del consumo

¿Cuándo se acabará la calefacción central?

La medida llega con 6 años de retraso incluso con la denuncia a la Corte de Justicia por parte de la Comisión Europea. Se prevé que el plazo final para acabar con la calefacción central se extienda hasta 2023 dando hasta 1 año de margen entre mayo de 2022 y mayo de 2023 para la instalación de medidores individuales o adaptar el tipo de sistema de calefacción. Durante este periodo de tiempo todos los inmuebles.

¿Qué hogares se ven afectados por la medida?

Los edificios construidos antes de la aprobación del RITE (Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios) en 1998, que aún cuentan con un sistema de calefacción central y podrían ser más de un millón y medio en la actualidad según la OCU.

¿Hay excepciones para edificios con calefacción central?

Según Ignacio Abati (presidente de la Asociación Española de Repartidores de Costes de Calefacción) menos de un 5% de los edificios van a quedar exentos de esta medida y los criterios para ello son:

  • Edificios ubicados en zonas climáticas cálidas: litoral e islas
  • Inviabilidad del proyecto tras un estudio técnico precio
  • Inviabilidad económica para rentabilizar la instalación

¿Cuándo solicitar el presupuesto de adaptación?

En el Decreto-Ley también se especifica que la fecha en cuestión está determinada por la zona climática donde se encuentra ubicado el inmueble para garantizar que el cambio se realice de la manera más rentable y viable.

La manera de tratar este asunto es pidiendo un presupuesto por parte de la junta de propietarios de cada edificio afectado por la medida, que debe contar con 3/5 partes del voto por parte de los propietarios que forman parte de ella.

Plazos para pedir presupuestos de adaptación

Los territorios con un clima más frío contarán con un presupuesto en primer lugar y los plazos aproximados para solicitar dichos presupuestos para cada una de las zonas climáticas son:

  1. Antes del 21 de febrero de 2021: edificios en zona climática E (clima muy frío) con más de 20 viviendas.
  2. Antes del 1 de julio de 2021: edificios en zona E con menos de de 20 viviendas y edificios en zona D con más de 20 viviendas.
  3. Antes del 1 de diciembre de 2021: edificios en zona D con menos de 20 viviendas y edificios en zona C con más de 20 viviendas.
  4. Antes del 1 de febrero de 2022: edificios en zona C con menos de 20 viviendas y el resto de edificios.

El presupuesto se tiene que pedir a una empresa autorizada para el proceso de adaptación capaz de proporcionar el certificado de rentabilidad.

¿Qué soluciones hay para sustituir la calefacción central?

En los hogares donde sea posible se procederá instalando un contador individual capaz de medir el consumo en kWh de ese único inmueble. Sin embargo, donde no sea posible tendrá que colocarse un dispositivo repartidor de costes en cada uno de los radiadores como ya se ha estado haciendo en más de 180.000 hogares españoles desde hace más de 5 años.

¿Cómo afectará al gasto el fin de la calefacción central?

Según la estimación de la OCU, el proceso de adapación tendrá un coste por vivienda entre los 700 y los 1100€, además de la necesidad de modificar los hábitos de consumo energético dentro del hogar.

Anteriormente los gastos de calefacción central se incluían dentro del recibo de la comunidad mientras que al sustituir este sistema se recibe una factura independiente por el gasto en calefacción que en muchas ocasiones sobrepasa los 100€ durante los meses de invierno.

¿Cómo ahorrar tras la sustitución del sistema de calefacción central?

Según la IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de Energía) la clave para garantizar el ahorro económico consiste en la planificación energética en casa de forma responsable, con equipos de medición de ºC en el interior y respetando los estándares de temperatura recomendados para cada época del año.

La directiva de eficiencia energética ha tomado esta decisión hace varios años para garantizar la transición a un modelo de consumo más eficiente y ahorrador de energía pero los usuarios no perciben el ahorro con el pago de las facturas durante los meses de invierno.

 

Redactor

Escrito por Laura Serrano

Actualizado el 18 Feb, 2021